lunes, agosto 28, 2006

La dama en el agua, Gracias por fumar y algo mas

Últimamente me he ido al cine a dejar capturar la mente por un instante y he tenido la oportunidad de disfrutar de películas muy disímiles, pero que me han dejado un buen sabor de boca.

Empezando por Piratas del Caribe 2, que si no fuese por Johnny Depp sería realmente insufrible, y que tan sólo es un remix de gadgets y personajes tomados de aquí y de allá, mezclados en una coctelera un poco ominosa y que da para muchos chistes locales con los amigos. Lo que si, esos señores "del joligú" se pasan de graciosos con el estilo Matrix de dejar las cosas a medias... ya decía yo que tanta acción y jugueteo no daban para cerrar la trama principal, si es que todavía logro recordar cuál era. ¿El corazón que se arranca Davie Jones (mismo nombre del pirata de La Isla del Tesoro), alias El Holandes Errante, para no seguir amando a la reina-bruja del vudú?, ¿Si sigue vivo el ya muerto desde la primera parte Jack Sparrow? ¿Si se casan o no los tortolitos porque igual y la chica se enamoró del antihéroe? ¿Si Jack Sparrow abre una cadena de sushi llamada "El Kraken"? Ah, no, esto último ya me lo inventé yo... ¿o no? En fin, que iré a ver la tercera, porque de verdad Depp logra hacer qque me ría con sus personajes, pero ya huele a tomadura de pelo del 7. Aún así, para verla con los sobrinos, o para una tarde que no se quiera pensar, es excelente.

La segunda a comentar es Gracias por fumar, una obra ácida y políticamente incorrecta que cuestiona descaradamente la hipocresía de USA y su sistema político y legal desde la persona de un antihéroe encantador, altamente manipulador y que encarna muchos de los ideales del American Way of Life. La peli gira en torno al vocero oficial de la Industria del Tabaco, un abogado del diablo con pocos escrúpulos y una moral distraída que defiende, por encima de todas las cosas, la libertad de eleccción, y de paso nos da un pequeño recorrido por el mundo de las suposiciones, afirmaciones, debates y demás que se manejan en cualquier ámbito donde se muevan millones de dólares, sin importar el costo humano que conlleven. Nick Nalroy es el encargado de ser la cabeza visible del conglomerado del tabaco, el chivo expiatorio ante una sociedad neo-puritana que se debate entre la muy cacareada libertad y el control acérrimo sobre sus componentes. Forma parte de un encantador grupo de voceros de industrias igualmente mal vistas, que se autodenomina "El grupo de la Muerte". y está compuesto por la vocera de la industria del alcohol, el vocero de una sociedad para enseNnar a disparar a los adolescentes, y el inigualable Nick. Se trata de una comedia delirante, basada en un libro de igual nombre escrito en 1994, y que da mucho qué pensar.

Y por último la peli que iba a dar nombre a este post, que originalmente se iba a llamar "Ya ví la última de N. Shalalá": La dama en el agua. Un encantador cuento de hadas en pleno siglo veintiuno, que nos llena de magia y ganas de creer en seres de otros mundos, en profecías y un propósito más allá de esta vida. Una historia para dejar salir a nuestro niño interior y reir, sufrir y llorar con los giros de tuerca de la misma. Empezando por la introducción de la película, que se desarrolla en unas sencillas animaciones en blanco y negro que nos van contando el propósito de la ninfa del agua, nos vamos sumergiendo en un sueño mágico que choca brutalmente con las imágenes de personas reales que se desarrollan a lo largo del resto de la trama. El Sr. Shalalá se dedica a jugar con el espectador, le hace guiños, le trampea, y repentinamente mete pinceladas de humor negro, mientras narra una sencilla historia que se va como agua, y que solo al final le hace a uno comprender que ha sido un niño encantado mientras escucha una historia para dormir. No conozco la demás producción del director, aunque por desgracia ya me han destripado todos los argumentos de sus pelis, lo que si puedo decir es que maneja el suspenso como un buen ilusionista, y que cuando menos se lo espera uno le saca un as justo de debajo de los ojos.

8 comentarios:

Fran Ontanaya dijo...

La verdad es que la secuela de PdC no da mucho de sí. Yo cuando ví que ya pasaba la hora de ir al desenlace y que aquella gente seguía dando vueltas empecé a mosquearme. Y la verdad es que al final me sentí algo estafado, primero porque es sólo media película, y segundo porque habían echado a perder muchas cosas de la primera, incluyendo al buen comodoro.

Pero bueno... la bruja me hizo gracia, y las secuencias del kraken cargándose los barcos me gustaron por ese regusto a lo 20.000 leguas de viaje submarino. Y además es que te partes la caja con Johnny, aunque espero que no me lo quieran convertir ahora en otro Jim Carrey.

Errantus dijo...

A mí es que me gusta demasiado Don Depp, no lo niego, y andaba con ganas de reirme y no pensar, así que el momento bobo estuvo ideal. Pero si, se siente uno un poco estafado. Ya les gustó hacer trilogías forzadas que no llevan a ningun lado...

Lilith dijo...

Vaya..me apetecía ver Piratas del Caribe pq pensaba que sería más entretenida y quería soñar y sentirme niña por unas horas y resulta que tras leer tus comentarios apuesto por ir a ver La joven del Agua, que yo creía q era de terror pero despues de leerte...Este sábado la veo :) Besitos

The Sam Thing dijo...

Yo que puedo decir, aunque no quisiera me las chute, así que que más da, jajajaja

Vayan a ve cine Mexicano este 14 de Septiembre, chale ya me avente el comercial, bueno pues chido.


saludos

vitalis dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
vitalis dijo...

Veamos;
Piratas del Caribe...una mugre que solamente se salva por la presencia de Johnny interpretando a una especie de Keith Richards ebrio; Veré la tercera parte, que le vamos a hacer...

Gracias por fumar...Una de las películas más inteligentes que he visto últimamente, junto con Transamérica, una señal de que todavía queda buen cine independiente en Norteamérica....

La dama en el agua...Es una pena que no hayas visto otras obras de Shanalaquiensabequé; la mejor de él es el Sexto Sentido, una de las películas más terrorificas que haya presenciado en los últimos tiempos (bueno, junto con ringu, la versión japonesa...); es curioso, porque su virtud y su defecto es que al ser hindú, hace cine con los parámetros de Boliwood (la meca del cine en la india), es decir; fantasioso, inocente, a veces incluso naive. Pero contrasta el horror con la belleza de una manera magistral; denle un buen guión y hará saltar a la gente de sus asientos...por cierto, sale en su última película; es el joven escritor hindú...

Al dijo...

Bueno la de los piratas si la vi, y la verdad sin ser lo mejor, me gustó, que le vamos a hacer a mi me siguen gustando las películas para adolescentes...¿no dicen que los hombres nos estancamos ahi?

Las otras no las he visto, pero tras leer tu crítica, creo que me daré una vuelta

mithras dijo...

La he visto hace nada, y me ha encantado un cuento para contar a los niños en la cama, pero realizada para adultos.
Impresionante cada vez me gusta mas este director.