lunes, septiembre 05, 2005

Tengo una muñeca que regala besos

Así va el estribillo de una canción de Fito Páez, y que no tiene nada que ver con lo que voy a decir, salvo que yo también tengo una muñeca, pero de ella nadie en su sano juicio querría besos. Se trata de una primorosa Living Dead Doll, Toxic Molly, que a primera vista podría parecer la versión femenina de Sandman, debido a la máscara que porta. En realidad, se trata de una muñeca que murió intoxicada por gases, ideal para una ciudad hipercontaminada como Ciudad de México. Toxic Molly es una maravilla, pues viene con un bello ataud y un certificado de defunción, no vaya a ser que me lo exija alguna autoridad incompetente. Su pelo largo y sedoso, su vestido de terciopelo guinda, su suave piel y su rostro pintado a mano, con esos ojos amarillos de mirada penetrante.

Molly disfruta de una hermosa vista desde la repisa sobre mi cama, rodeada de libros con historias para dormir. Ya se sabe, cosas dulces y pacíficas, llenas de magia y gratos momentos; cosas tales como Historias de hombres lobos y otras bestias, Felices Pesadillas, La máscara de Cthulhu, El arte más íntimo, Elíxir negro y similares.

Como decía, tengo una muñeca que regala... ¿besos? Si, ¿porqué no? Besos mil, Nat, Juan, Lydia, Fran y Ric; es hermosa, especialmente cuando le quito la máscara... ¿alguno ha visto ya su rostro?

5 comentarios:

perenquén dijo...

Besos de Lydia, Nat, Juan, Fran... y Ricardo, también.

La pequeña Molly, rodeada de libros, espera impaciente a que algún día se le acerque su príncipe zombi o un Kent werewolf y le diga con voz profunda, hola, muñeca.

Errantus dijo...

O tal vez una serenata donde le canten Hola mi amor, yo soy tu lobo, quiero tenerte cerca para verte mejor.

Nimraithkar dijo...

no, yo no he visto su rostro. Por que no le quitas un segundo la máscara y nos lo enseñas?

De cualquier forma no creo que ya se pueda asfixiar... mas

Errantus dijo...

Tiene un lindo rostro cianótico que contrasta con el amarillo de sus ojos y el rojo de su boca. Un muy lindo conjunto. Si tengo tiempo le tomaré fotos este fin de semana, claro que también depende de qué tan cooperativa ande Molly pues, si no está de humor, se encierra en su ataud y no logro hacerla salir.

Nimraithkar dijo...

bueno con cincel y martillo se hacen maravillas si se trata de un pequeño ataúd...

Si consigues fotografiarla me pasas la foto.